Juan Olivares, el chileno que trabajó para Marvel

La Hora

Jueves 09 de agosto de 2018

Dicen que la vida da muchas vueltas y bien lo sabe Juan Olivares. El joven realizador de efectos chileno trabajó en los grandes estudios del cine mundial, poniendo su firma en reconocidos trabajos de la versión cinematográfica de Marvel, como “Deadpool” y “Guardianes de La Galaxia”.

Su amor por el séptimo arte nació desde pequeño, y es que en un principio él quería ser director. “Cuando tenía 16 años grabé mi primer corto con unos compañeros de colegio usando una cámara de VHS. El corto se llamaba ‘Cambio balas por comida’, algo medio social bien de principiantes”, señaló Olivares entre risas.

Consciente de lo caro que podían ser las universidades en Santiago, cuando cumplió los 19 años Juan tomó su mochila, compro un boleto y partió rumbo a Buenos Aires para estudiar dirección, decisión que dos años más tarde fue recompensada con su participación en la cinta ganadora del Oscar “El secreto de sus ojos”.

“Se dio la oportunidad ir a una entrevista para esta película y no lo dudé, porque era el cine donde yo quería estar. Nunca imaginé el éxito que iba a tener, esto porque no dimensioné la importancia que tenía Campanella (director) en la industria argentina en ese minuto, y a pesar de que yo era el último en la cola de esta cinta, esto me abrió muchas puertas”, detalló el hombre que hoy tiene 34 años.

Se define como amante del cine y enamorado de su mujer, Carolina Fabiani, la persona que lo motivó a tomar la decisión que le cambió su vida: irse juntos a Canadá.

Fue en esta travesía que el curicano llegó a trabajar en las producciones de Marvel, dándole vida a Coloso en “Deadpool” y trabajando con las criaturas de “Guardianes de la Galaxia”.

“A pesar de lo bonito que puede sonar, trabajar en estas películas fue estresante. En ‘Deadpool’ yo era el encargado del movimiento de Coloso, el que hacíamos juntando cuadro tras cuadro, y en los ‘Guardianes de la Galaxia’ le dimos vida a varias de las criaturas intergalácticas que aparecen, entonces imagina la cantidad de trabajo. Podíamos pasar hasta 12 horas seguidas en un estudio”, agregó Olivares.

Presente

Por estos días, el hombre que también trabajó en “Arrow” y “Once upon a time in Wonderland” se encuentra en Chile, preparando la cinta de terror nacional “Contra el demonio”.

De acuerdo a lo anterior, Juan cree que en el país falta mucho para acercarse a la industria norteamericana en este tipo de películas, reconociendo los avances que se han hecho desde la única cinta en este género que recuerda: “Sangre Eterna”, de 2003.

“La industria chilena no puede competir con el financiamiento americano, pero en esta película pusimos todo de nosotros para poder acercarnos”, cerró el realizador.