Aseguran que la contaminación ambiental afecta la fertilidad de los hombres

Emma Antón

Miércoles 04 de julio de 2018

Andrólogo de la Red de Salud UC Christus detalla que productos químicos actúan en el organismo masculino como hormonas femeninas.

La contaminación ambiental, no sólo el esmog, sino todo tipo de desecho que generamos y que ensucia nuestro ambiente, podría ser una de las causas por la que los hombres están mostrando mayores tasas de infertilidad.

Así lo señala el doctor Marcelo Marconi, andrólogo de la Red de Salud UC Christus y académico de la Escuela de Medicina de la Universidad Católica, quien detalla que, hace cuarenta años, los hombres eran más fértiles.

“Una de las teorías que más fuerza ha adquirido en el último tiempo es que la contaminación ambiental ha afectado la función reproductiva del hombre. Los contaminantes más sospechosos de ser los responsables son los plásticos, detergentes, insecticidas y cosméticos”, indica el profesional.

Explica que estos agentes afectan al hombre y actúan como hormonas femeninas, “feminizando” el testículo. “Eso podría explicar que en países nórdicos, aunque también se ha visto en Chile, haya aumentado la tasa de cáncer de testículo o que esté deteriorándose el espermiograma”, añade.

Si bien en Chile no hay estudios poblacionales que den cuenta de la infertilidad masculina, el andrólogo precisa que la estadística que se maneja en el país es que aproximadamente 1 de cada 7 parejas demora más de un año en ser padres. Dentro de las parejas con problemas, la mitad corresponde a algún factor masculino.

santiago-contaminación-900x506

Tratamiento

Para abordar efectivamente los factores de infertilidad masculina y brindar tratamientos más efectivos, urólogos y andrólogos de la Red de Salud UC Christus están trabajando en nuevos exámenes que permiten lograr un mejor diagnóstico del problema. Semanas atrás comenzó la aplicación de un nuevo examen llamado Determinación de Estrés Oxidativo, que permite evaluar qué tan inflamado está el líquido seminal.

“Este es un indicador de cómo está el ambiente del espermatozoide, al que han denominado Espermiograma 2.0 o Espermiograma Molecular, con el cual pueden ver más allá y llegar con mayor profundidad a establecer causas de infertilidad masculina”, detalla el doctor Marconi. Y agrega que “hace un año y medio incluimos un examen denominado Fragmentación del DNA Espermático, que nos permite apreciar cómo está la parte genética del espermatozoide y su relación con la probabilidad de embarazo”.

Según el doctor Marconi, es muy importante tomar conciencia de la contaminación y opina que toda campaña que apunte a disminuir el uso de plásticos, como la prohibición de bolsas plásticas, ayuda a mejorar el panorama.

“No es sólo un capricho, la bolsa y el plástico en general demoran más de 100 años en ser degradados en el ambiente, por lo tanto, todos esos químicos andan dando vuelta durante mucho tiempo”, precisó.