Condena contra "La Manada" de San Fermín causa indignación en España y el mundo

Claudia Maldonado

Jueves 26 de abril de 2018

La Audiencia de Navarra consideró que no fue una violación grupal, como denunció la víctima.

Miles de españoles salieron ayer a las calles a protestar contra una sentencia judicial que consideraron insuficiente y machista. Conocido como “el juicio del año” en España, se trata de un hecho ocurrido la madrugada del 7 julio de 2016 en Pamplona (Navarra) durante la popular fiesta con toros conocida como Sanfermines.

Una madrileña de 18 años denunció a 5 sevillanos, de entre 27 y 29 años, por haberla violado aquella noche.

El grupo de hombres, que se hacía llamar La Manada, alardeó sobre el sexo con la joven publicando en su grupo de WhatsApp un video grabado por ellos y que fue clave durante el juicio.

La Audiencia de Navarra, que entregó su sentencia ayer en una sesión transmitida en vivo por televisión, halló a los hombres culpables del “delito continuado de abuso sexual” sin consentimiento, pero descartó el de violación, que presupone violencia e intimidación contra la víctima.

La condena para cada uno de ellos es de nueve años de prisión, bastante inferior a la solicitada por la fiscalía, de 22 años y 10 meses de cárcel e indemnización de cien mil euros. Los cinco hombres están en prisión provisional desde su detención tras los hechos.

Unos meses antes, cuatro de ellos, según descubrió y denunció la Policía, habían agredido a otra joven en el interior de un auto tras conocerla durante unas fiestas en una localidad de Córdoba (sur).

Tras conocerse el fallo se desataron manifestaciones en varias ciudades, así como reacciones de rechazo al fallo en redes sociales y medios de comunicación. “Ella dijo NO. Te creímos y te seguimos creyendo. Si lo que hizo La Manada no fue violencia en grupo contra una mujer indefensa, ¿qué entendemos entonces por violación”, preguntó en Twitter Pedro Sánchez, líder del PS.

protestas españa

El debate

Durante el juicio, la joven explicó que el día en cuestión había bebido sangría, bailado y festejado con amigos. Luego, encontrándose sola en una banca, fue abordada por uno de los hombres de La Manada, con quien conversó. Luego besó a otro del grupo y se fue con ellos sin pensar “que iba a suceder lo que sucedió”.

“Cuando me vi rodeada (…) no sabía cómo reaccionar y no reaccioné, reaccioné sometiéndome”, dijo la mujer. Explicó que no opuso resistencia dada la superioridad numérica y física de los procesados, lo que le hizo entrar en shock .

La defensa de los hombres pidió su absolución alegando que la joven consintió ya que nunca dice “no”, según se ve en el video. Ese razonamiento suscitó una ola de rechazo en las calles y en redes sociales, y nació el lema “Yo sí te creo”, en apoyo a la víctima.

El juicio generó un fuerte debate sobre el “doble juicio” al que se somete a las mujeres víctimas de abusos sexuales frente a sus agresores. La escritora española Lucía Etxebarría recordó que hace diez años, en los Sanfermines, una estudiante de 20 años fue asesinada en Pamplona porque se resistió a una violación. “El mensaje: si te resistes, te matan. El mensaje de hoy: si no te resistes no te creemos”, señaló en Twitter.