Argentina: piden renuncia de juez tras asesinato de joven

Claudia Maldonado

Martes 11 de abril de 2017

Hace ocho meses el magistrado Carlos Rossi había otorgado libertad condicional al principal sospechoso por el crimen de Micaela García.

Para esta tarde se espera que miles de personas acudan a la Plaza de Mayo, en el centro de Buenos Aires, para exigir justicia tras la violación y asesinato de Micaela García, una joven de 21 años que participaba activamente en campañas contra la violencia de género.

Uno de los principales reclamos de organizaciones sociales, de legisladores y del gobierno es la renuncia del juez Carlos Rossi, quien hace ocho meses concedió la libertad condicional a Sebastián Wagner (30), principal sospechoso del crimen de Micaela.

Wagner fue condenado en 2012 a 9 años de prisión por dos violaciones cometidas en 2010, pero en julio pasado Rossi lo dejó en libertad, a pesar de que los informes técnicos sobre el hombre eran negativos y recomendaban que fuera mantenido en prisión.

TDM

“Acá hay dos responsables: el asesino de Micaela y un juez que lo liberó”, dijo Fabiana Tuñez, presidenta del Consejo Nacional de las Mujeres.

Micaela desapareció la madrugada del 2 de abril, tras salir de una discoteca en la ciudad de Gualeguay, en la provincia de Entre Ríos, al norte de Argentina. Cámaras de seguridad grabaron el auto de Wagner cerca del lugar de la desaparición. El hombre se trasladó a la casa de su madre, en Buenos Aires, a 230 kilómetros de Gualeguay, donde fue detenido la noche del viernes. Horas después, la mañana del sábado, el cuerpo de Micaela fue encontrado entre unos matorrales, en estado de descomposición. La autopsia se realizaría ayer, pero se trataría de muerte por estrangulamiento.

El ministro de Justicia, Germán Garavano, dijo que si el juez Rossi no renuncia, “el Consejo de la Magistratura debería removerlo”, y aseguró que el gobierno está librando una “batalla cultural” para que los jueces dejen de priorizar “las garantías de los criminales”.