Aseguran que empresa de Luksic entregó al Gobierno informe Big Data

La Hora

Martes 14 de enero de 2020

El grupo Quiñenco, propiedad de Andrónico Luksic, entregó al Gobierno el cuestionado informe Big Data elaborado por la empresa española Alto Data Analytics, el cual tenía como propósito, a través de la recolección de datos publicados en redes sociales, investigar la supuesta influencia de grupos extranjeros en la manifestaciones sociales a partir del 18 de octubre de 2019.

¿Cómo se contactó la compañía española con el Gobierno? De acuerdo a Interferencia, Rodrigo Hinzpeter, empleado de Quiñenco y exministro del Interior del primer gobierno de Sebastián Piñera, sería el intermediario.

Según el medio independiente, Quiñenco contrató los servicios de Alto Data Analytics luego que el pasado 26 de julio llegara hasta sus oficinas una supuesta bomba dirigida al ex secretario de Estado.

«El lunes 2 de diciembre se realizó una reunión especial en las dependencias de la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI) en la calle Tenderini Nº 115. En una mesa dispuesta en forma de ‘U’, se reunieron representantes de las Fuerzas Armadas, del Ministerio del Interior y de la ANI. Pero participaron tres personas más: el entonces subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, el ex ministro de Interior y Defensa y actual miembro de la plana ejecutiva del Grupo Luksic, Rodrigo Hinzpeter, y un representante español de Alto Data Analytics», publicó Interferencia.

Quiñenco se defiende

A través de una declaración, la empresa del Grupo Luksic, señaló que “se contrataron los servicios de diversos proveedores, entre ellos Alto Analytics para el monitoreo de información pública, así como otras empresas europeas y norteamericanas especializadas en seguridad corporativa, a fin de velar por la protección de todos nuestros trabajadores”.

Agrega que “meses después, en el contexto de crisis social y dada la alta capacidad de análisis que nos demostró Alto Analytics, decidimos poner en contacto a ese proveedor con autoridades del Estado, para su propia consideración y evaluación. A eso se limitó nuestra participación”.

En el comunicado, precisan que “ignoramos si el Estado contrató los servicios de Alto Analytics y tampoco conocemos el informe que el Gobierno le habría entregado al Ministerio Público”.

Por su parte,la diputada del Partido Comunista, Karol Cariola, emplazó públicamente al empresario Andrónico Luksic, dueño Quiñenco.

“Ya que no respondieron a Interferencia, y debido a que soy una de las responsabilizadas en el informe de Big Data que dio a conocer Blumel, quiero preguntar públicamente al sr Luksic si es su grupo económico el que estuvo detrás de esta operación política”, lanzó la parlamentaria.