Columna de Daniela Suau: la nueva Plaza de la Dignidad

La Hora

Martes 26 de noviembre de 2019

Caminar por Santiago nos hace una invitación a pensar en cómo será esta nueva ciudad; una que hoy en sus muros y destrucción, refleja el sentir de un país que cambió. Así como fue la ciudadanía la que rebautizó como Plaza de la Dignidad a la Plaza Baquedano, al pensar en lo que será la reconstrucción de espacios icónicos, sin duda, se debe reflejar el sentir de las personas.

Mientras hay quienes sugieren hacer ‘un memorial contra la violencia’ y una ‘plaza dura’ con pavimento y aceras, otros pensamos que hoy, más que nunca, cuando la gente se ha expresado en las calles, el diseño de las ciudades debe reorientarse hacia la escala humana, el espacio público y la movilidad sostenible.

Un punto de convergencia de Santiago como éste, debe considerar la experiencia de los miles de usuarios que a diario transitan por estrechos cruces peatonales y tiempos de semáforos que no les permiten llegar ni a la mitad de la vía. Debemos priorizar el desplazamiento de las personas y dejar de enfocarnos en la circulación de vehículos motorizados.

En la actualidad no existe una entidad que contabilice a los peatones en las calles y mucho menos que analice sus conductas o necesidades. ¿Cómo podemos tener espacios públicos para las personas si ni siquiera sabemos cuántos transitan en ellos? La Unidad Operativa de Control de Tránsito (UOCT), optimiza el tráfico en las ciudades midiendo el flujo de automóviles y los tiempos de los semáforos están pensados en ellos. Tal y como hoy tenemos la certeza de que Chile tendrá la posibilidad de contar con una nueva constitución, escuchando a quienes habitan este país, las ciudades también deben abrirse a la experiencia de quienes la recorren a diario.

Así como la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM) se organizó para hacer una consulta ciudadana en torno a la carta fundamental, también sería muy valioso que, de ahora en adelante, avanzaran en escuchar a las personas y a considerar -de forma prioritaria- cómo sueñan los espacios públicos que habitan, a fin de construir territorios más inclusivos donde todos nos sintamos parte de ellos.

Red Ciudad Futura.