EEUU: masiva asistencia a las votaciones

La Hora

Miércoles 07 de noviembre de 2018

Los estadounidenses acudieron a las urnas en medio de un agitado clima político que ha convertido las legislativas en un referéndum sobre el presidente Donald Trump, y en la que se vaticina una participación mayor de la habitual.

La fuerte polarización política que vive Estados Unidos bajo la presidencia de Trump, quien despierta igual pasión entre defensores y detractores, apunta a una mayor participación de los ciudadanos.

La meteorología recibió a los votantes en la costa este, la zona más poblada del país, con fuertes tormentas que no frenaron el interés de los ciudadanos ante unas elecciones que casi todos coinciden en señalar como cruciales.

“Al final, lo que más me ha motivado a ir a las urnas es mandar un mensaje de rechazo a Trump. Demostrar que somos millones y millones los que nos oponemos a sus políticas y actitudes reaccionarias”, explicó Sarah Combs, originaria del este de EE.UU. pero que lleva cinco años viviendo en San Francisco (California).

Históricamente, las elecciones de mitad de mandato suelen contar con una menor participación de los votantes que las presidenciales (45 % frente a 63 %), al movilizar menos a los ciudadanos.

En Texas, por ejemplo, se espera que la participación haya alcanzado un récord, puesto que cuenta con 12 millones de votantes registrados y en el período de voto anticipado ya habían depositado sus papeletas 4,8 millones, una cantidad superior a todo el ciclo electoral de 2014, según cifras de la Secretaria de Estado.

En el estado sureño, el segundo más poblado de EE.UU. tras California y tradicionalmente republicano, la contienda más disputada es la de senador, en la que el republicano Ted Cruz se enfrenta a Beto O’Rourke, una de las jóvenes figuras en ascenso dentro del Partido Demócrata.
Si había dudas sobre el carácter de referéndum sobre Trump, el propio presidente se ha encargado de enmarcar los comicios en clave de plebiscito sobre su mandato y el movimiento que, repite sin descanso, volverá “a hacer a Estados Unidos grande nuevo”.