Tren Santiago-Valparaíso ¿Por qué el Gobierno decidió concesionar su construcción?

La Hora

Viernes 24 de agosto de 2018

Según lo informado por el ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, el Gobierno decidió que el proyecto del tren Santiago- Valparaíso se regirá por la Ley de Concesiones, pero ¿Por qué no apegarse a la de ferrocarriles?

Las autoridades destacaron que la decisión tiene que ver con que la Ley de Ferrocarriles no ha sido actualizada, por lo que no cuenta con la estructura para responder ante el proyecto, a diferencia de la de concesiones que , según el ministro, ya se ha utilizado para invertir US$ 20 mil millones.

“La opinión que hemos manifestado en las distintas instancias, por ejemplo en la comisión de logística, es que la ley más apropiada es la de concesiones, pues la Ley de Ferrocarriles es antigua, no tiene una estructura ni la densidad regulatoria que se requiere”, sostuvo el Ministro.

Por otra parte, la Ley de Concesiones permitirá que se realicen las consultas a los ministerios y municipalidades involucradas en el proyecto, además de permitir que se regulen las tarifas y reajustes, si es que fuese necesario.

MENOS GASTOS DEL ESTADO

A diferencia de lo estipulado en la de ferrocarriles, en la que el operador encargado del servicio puede pedir subvención al Estado y este no puede negarse, lo que podría significar gastos imprevistos muy  elevados para el Gobierno.

En la misma línea, se puede evidenciar que si el Estado decide patrocinar este proyecto, también deberá cubrir todos los gastos correspondientes a estudios de ingeniería y de detalle, los que pueden llegar a costar hasta un 10%  de la inversión,  que en este tipo de proyectos significan un alto financiamiento.