Edificio inhabitable de Santiago centro ahora tendrá jardín infantil y sala cuna

Emma Antón

Miércoles 04 de julio de 2018

Una parte de la Torre Villavicencio, vecina del GAM, será administrada por la municipalidad de Santiago. Desde el 2010 que estaba desocupado.

La Torre Villavicencio, edificio construido entre 1971 y 1972, con 23 pisos de altura y vecina del Centro Cultural Gabriela Mistral (GAM), finalmente tendrá un final feliz: el 2020 estaría operativo un jardín infantil y una sala cuna con capacidad para 200 niños en la estructura.

Fue durante abril de este mismo año que el futuro de la estructura se volvió incierto, luego de que el ministro de Bienes Nacionales, Felipe Ward, declarara que el inmueble era inhabitable y que su estructura, para ser recuperada, requería una inversión que superaba los 19 mil millones de pesos.

Con el fin de que la ciudadanía participara en el rescate del edificio, la cartera dirigida por el ministro Ward realizó una consulta entre mayo y junio, en la que participaron tres mil personas. De dicha encuesta, el 73% contestó que el lugar debería contar con recursos públicos para la recuperación y que debería estar destinado a educación, salud y atención primaria.

Con estos resultados, el Ministerio de Bienes Nacionales decidió entregarle ocho pisos a la municipalidad de Santiago para que desarrollara un proyecto educativo.

Así, el alcalde de la comuna, Felipe Alessandri, indicó que “estamos trabajando en un proyecto para habilitar, al menos cuatro pisos, como jardín infantil y sala cuna, porque Santiago es la comuna con más niños en edad pre escolar del país y eso ha generado una lista de espera en nuestros jardines de más de mil niños”

Los otros cuatro pisos que administrará el municipio podrían ser destinados a un Centro de Salud Familiar, de acuerdo a lo indicado por el edil.

torrevilla

Pasado y futuro

Luego del Golpe de Estado de 1973, la Torre Villavicencio fue usada por las Fuerzas Armadas, hasta que se trasladaron a La Moneda. Desde entonces, el edificio quedó bajo la jurisdicción del Ministerio de Defensa, el que hizo traspaso del inmueble al Ministerio de Bienes Nacionales en enero del año pasado.

El 2017, durante el Gobierno de Michelle Bachelet, se le intentó dar un nuevo aire a la estructura y devolverla a la gente, con un proyecto conocido como Edificio de la Ciudadanía, que entregaría espacios a varias organizaciones no gubernamentales. No obstante, un informe del Ministerio de Obras Públicas detalló los daños que había sufrido el inmueble por el terremoto del 2010, lo que lo convertía en inhabitable.

En línea con la recuperación del edificio para la ciudadanía, el ministro Ward agregó ayer que “queremos garantizar un espacio para las organizaciones sociales. Hay fundaciones de distinta índole que nos han solicitado un lugar dentro del edificio que tiene una singularidad histórica, una particularidad histórica que nos parece necesario conservar”.