Los problemas que acarrean perros y gatos obesos

Natalia Heusser

Viernes 23 de marzo de 2018

Según cifras de Royal Canin, más del 40% de los gatos y perros, que viven como mascota, presenta algún grado de sobrepeso.

Hace dos años Cataliana Tapia (18) adoptó a Cushia, una gata desnutrida que recogió de la calle. “Se encontraba en malas condiciones y al ser mi primera gata no sabía bien los cuidados que debía tener con ella. Estaba tan delgada que le di comida de manera descontrolada y eso la hizo que engordara mucho”, cuenta la joven oriunda de Cañete.

Al comienzo no se dio cuenta que el animal estaba subiendo de peso, algo que detectó recién en enero pasado, cuando ingresó a una página donde leyó un artículo sobre la obesidad en las mascotas. “Al hacer la comparación con mi gata descubrimos que estaba obesa, así que decidimos controlar su alimentación. Si antes comía todo el día ahora tiene horarios y la porción no es tan grande. Come en la mañana, a la hora de almuerzo y como a las 20 horas. La verdad es que a simple vista no se notan los cambios, pero al ‘examinarla’ te puedes dar cuenta de que ha bajado un poco”, dice Tapia.

En promedio, un gato puede llegar a pesar entre 3,6 y 5,4 kilos, pero esto variará de acuerdo a la raza y sexo de cada mascota. Ya que hay gatos de raza como el Maine Coon que puede alcanzar los 14 kilos. En este caso, Cushia llegaba a los 6 kilos.

Tanto gatos como perros están acostumbrados a un tipo de alimento que cubra todas sus necesidades, dependiendo de la etapa en la que se encuentra, raza y edad, pero ¿qué pasa cuando nuestras mascotas empiezan a comer más de lo que deberían?

“El sobrepeso en gatos y perros es cada vez más común. Según cifras de Royal Canin, más del 40% de los gatos y perros, que viven como mascota, presenta algún grado de sobrepeso u obesidad. Esto se produce cuando existe un desequilibrio entre la energía que ingieren y lo que gasta a diario”, señala Carolina Figueroa, médico veterinario de Royal Canin.

Por eso es importante diferenciar que sobrepeso y obesidad son términos que se utilizan cuando el peso de la mascota supera el ideal en un 15% o 30% respectivamente. Y actualmente, la obesidad es el trastorno más común en mascotas domésticas. Sobre todo aquellas que viven en departamento.

En esta línea Royal Canin posee alimentos para mascotas con sobrepeso u obesidad. En perros, por ejemplo, cuenta con opciones específicas para la baja de peso en ejemplares con alta ansiedad, y en gatos ofrece alimentos enlatados que son gratos al paladar. Todos tienen un alto contenido de proteínas que garantizan la mantención de la masa muscular, ayudan a compensar la restricción energética y garantizan una provisión nutricional adecuada.

perrogordo

Para identificar un perro obeso

La vida urbana los ha hecho más sedentarios a los perros y por ende gastan menos energía. Uno con sobrepeso u obesidad podría ser identificado por los siguientes indicios:

  • Las costillas tienen una gruesa capa de grasa.
  • Depósitos grasos visibles sobre la zona lumbar, base de la cola, cuello y extremidades. También puede tenerlos en el tórax y en la columna vertebral.
  • Mirándolo desde arriba, su cintura está ausente o apenas es visible.
  • Tiene distensión abdominal evidente.

¿Qué pasa con la comida humana?

Es muy importante tener en cuenta que no es recomendable compartir la comida humana con nuestras mascotas, ya que no sólo consumirán calorías extras sin ningún beneficio para su cuerpo, sino que también podría causarles un desajuste en el tracto gastrointestinal. “Dentro de los alimentos más calóricos está el jamón, ya que con solo 30 gramos les aportamos con más de 123% de calorías extra. Entre los alimentos más tóxicos para nuestros felinos se cuentan la cebolla y el ajo”, dicen desde Royal Canin.

gatogordo

Para identificar un gato obeso

En el caso de los gatos urbanos la gran mayoría está castrado y viven dentro de las casas, por lo que su estilo de vida es mucho más sedentario y tienen acceso a comida con mayor facilidad.

  • Sus costillas son difíciles de palpar y están bajo una capa de grasa.
  • Mirándolo desde arriba, su cintura es apenas visible o directamente no tiene.
  • Su abdomen se ve redondeado con colgajo abdominal moderado o importante.
  • Tiene una marcada distensión abdominal.

¿Les damos snacks?

Rocío Cortéz, veterinaria de Tiendapet.cl, señala que gran parte de los snacks que venden en el interior de los supermercados contienen un alto índice de grasa. Por eso no hay que abusar de este tipo de productos, ya que pueden generar un acostumbramiento u obesidad. Pero, ¿en qué momentos se les debe entregar este alimento?.La experta explica que es “de suma importancia mencionar que existe la tendencia de darle este tipo de productos a las mascotas exclusivamente por ‘regalonearlos’, es decir, en cualquier momento y situación durante el día, pero eso no es el uso correcto de esto, ya que este tipo de alimentos deben ser dados siempre como un incentivo o ‘premio’. Así, se recomienda 3- 4 treats o galletas diarias en animales pequeños y 5-8 en razas grandes”. Entre los snacks saludables que recomienda Cortéz está Let´s bite light snacks y Goofy Snack Ave-Paltak