Histórico homenaje a soldados caídos en las Malvinas

Cecilia Rivera

Lunes 26 de marzo de 2018

Lápidas con los nombres de los muertos fueron colocadas 36 años después de la guerra.

Momentos de profunda emoción se vivieron el lunes en el cementerio de Darwin, en la isla Soledad del archipiélago de las Malvinas. Tras 36 años de espera, los familiares de 90 soldados argentinos que murieron en la guerra que enfrentó a Argentina y Reino Unido en 1982 pudieron, por fin, visitar una tumba con nombre.

Hasta fines del año pasado, 121 de las 237 tumbas de soldados argentinos caídos en la guerra estaban marcadas con la leyenda Soldado argentino conocido sólo por Dios. Pero el trabajo conjunto de ambos gobiernos y un equipo de expertos de la Cruz Roja permitió que los restos pudieran ser identificados gracias a pruebas de ADN.

Los familiares de los uniformados participaron en un histórico homenaje en el que se presentaron las placas con los respectivos nombres en las tumbas de 90 soldados. Aún se trabaja en la identificación de los restos que faltan.

“Es una sensación muy fuerte, nueva, porque me encontré con mi hijo. Tengo una sensación de paz porque sé dónde está él después de 36 años de tanta lucha. Ahora sé que está con su cruz”, dijo Dalal Abd, madre del soldado Marcelo Daniel Massad.

Conflicto

La guerra de las Malvinas, entre Argentina y Reino Unido, comenzó el 2 de abril de 1982 con el desembarco de soldados argentinos en Puerto Stanley, con el fin de recuperar la soberanía de las islas que habían sido tomadas por Reino Unido en 1833.

La guerra terminó el 14 de junio, con la rendición de Argentina. Tras su victoria, el gobierno británico enterró los cuerpos de 237 soldados argentinos en fosas comunes o en los campos de batalla.

En 1983 un acuerdo entre ambos gobiernos permitió el traslado de los restos al cementerio de Darwin.