Rodrigo González: "Lo mío es pura buena onda"

Marietta Santi Montalva

Miércoles 24 de enero de 2018

El comediante presentará una nueva rutina en el Festival de Olmué; una que no esquiva los momentos dramáticos y apuesta por la sanación.

Rodrigo González era la carta más incierta del Festival de Viña del Mar 2016, pero con su rutina de stand up le ganó al monstruo. Desde entonces, su rostro -presidido por una enorme sonrisa- se ha hecho cercano al público. Mañana estará en el Festival del Huaso de Olmué, escenario donde mostrará una nueva rutina, más teatral, y que transmite TVN.

“Hablo de las diferencias entre hombres y mujeres, postulo que la mujer es más evolucionada que el hombre, por eso da a luz. Digo que el hombre debe conectarse con su lado femenino para vivir en pareja, nosotros somos más simples y las mujeres más complejas”, adelanta.

González llama a este show “de transición”, en su búsqueda de un formato más teatral: “Tengo mucha actuación y hay partes serias, como cuando hablo del Parkinson de mi mamá. A partir de eso hablo de lo poco que nos abrazamos, de lo poco que empatizamos con el otro. Lo mío es pura buena onda, me distancio del humor en mala que se ríe de temas delicados. Estoy por lo sanador”.

El actor, guionista y dramaturgo (ganó la Muestra Nacional de Dramaturgia en 2003) dará un salto en su carrera este año: está preparando chalas TED sobre la superación y los sueños, realiza espectáculos a medida para empresas y, en un retorno a lo teatral, prepara un monólogo de corte histórico que estrenará en noviembre.

“Se trata de un texto que recorre la historia de América desde la Conquista hasta nuestros días, desde el punto de visa del oprimido. Repaso cómo nos saquearon los españoles, los ingleses. Van a ser 15 hitos que trabajaré con una antropóloga y un historiador”, comenta entusiasmado.