La piel que habito

Gabriel León

Martes 14 de noviembre de 2017

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano: en un adulto puede llegar a cubrir 2 metros cuadrados y pesar 5 kilogramos.

La piel cumple un rol muy importante como barrera protectora y tiene tres capas, siendo la epidermis la más externa. Las células que forman la epidermis deben interactuar entre ellas y con las capas más profundas, como la dermis, lo que es muy importante para garantizar su integridad. Desafortunadamente, hay algunos casos en los que se pierde esta interacción entre las células de la epidermis y las capas más profundas de la dermis.

Esta condición, conocida como epidermólisis bullosa o piel de cristal, va acompañada de la aparición de lesiones en la piel similares a quemaduras, las que se producen al más mínimo roce o golpe, debido al desprendimiento de la epidermis. El riesgo de infección es muy grande y se trata de un trastorno que no tiene cura.

Hassan es un niño Sirio que nació con un grave caso de epidermólisis bullosa y ha debido enfrentar una dura vida. Cuando tenía siete años sus padres decidieron huir de Siria y refugiarse en Alemania. Debido a que el caso de Hassan era especialmente grave, los médicos decidieron contactarse con colaboradores en Italia para probar una revolucionaría técnica: tomaron una muestra de piel de Hassan en buen estado y la cultivaron en el laboratorio para obtener células madre, precursoras de piel.

Esas células madre fueron infectadas con un virus creado en el laboratorio, el que transfirió una copia sana del gen defectuoso en Hassan y luego esas células fueron usadas para crecer injertos de piel. En tres cirugías los médicos reemplazaron el 80% de la piel de Hassan con la versión que había sido reparada usando ingeniería genética.

Los resultados de este logro fueron conocidos la semana pasada. Hassan ahora puede jugar como cualquier niño y su piel se repara normalmente. Si bien no es una cura para todos los casos de epidermólisis bullosa, es un muy importante primer paso para un tratamiento de largo plazo.