Libro invita a niños a explorar la naturaleza de la ciudad

Natalia Heusser

Domingo 14 de mayo de 2017

Exploradores Urbanos se llama el texto que describe de manera didáctica a aves, árboles e invertebrados de Santiago. Está hecho para que los pequeños vayan a parques y plazas

Muchos niños saben más de leones y elefantes, que de las especies que viven en nuestro país.Es cosa de preguntarles por la diferencia entre la chinita arlequín y la chinita chilena. Pocos podrían responder que la primera es una especie introducida, voraz, que se reproduce muy rápido y cuyo atributo más visible es que tiene puntos negros en su cuerpo. La nativa eriopis connexa es más pequeña, tiene líneas negras y no tiene poder destructivo.

Esas son algunas de las precisiones que aparecen en el libro educativo Exploradores Urbanos, un manual infantil que invita a los más pequeños a acercarse a la naturaleza a través de la descripción de 12 aves, 35 invertebrados (como mariposas, hormigas, coleópteros, arañas y lombrices) y 12 árboles que se encuentran fácilmente en plazas, parques y jardines de la Región Metropolitana.

La idea de este texto, que va acompañado por ilustraciones en acuarela, es invitar a que los niños se alejen por un momento de las tecnologías y descubran a los otros habitantes de Santiago que normalmente son ignorados por los autos, el ruido y las grandes construcciones. “Nos dimos cuenta que falta material informativo adaptado al lenguaje y tipo de lectura de los niños. Todas las guías de campo que existían eran técnicas, poco comprensibles y de gran tamaño. Nosotros quisimos hacer una especie de cuaderno de campo que no fuera consultado en casa, sino en terreno, que pueda llevarse a las áreas verdes y pueda ser rayado por su dueño. La gente cree que para encontrar insectos, por ejemplo, hay que ir a cerros y no es así. Están en todas partes, sólo que no nos fijamos”, cuenta a La Hora Catalina Mekis, quien junto a al ecólogo Juan Luis Celis lanzó esta publicación el sábado pasado en el Museo de Historia Natural.

En este trabajo se incluyeron especies nativas y no nativas para ampliar el conocimiento. “Yo creo que de lo que menos saben los pequeños es de árboles y aquí se invita a conocer las diferencias entre ellos, las hojas, los troncos, las semillas y sus ciclos. Otra de las cosas interesantes es que hay un pájaro, el Cachudito, que pasa inadvertido entre aves de mayor tamaño como las palomas. Es chiquitito, juguetón, de color amarillo pálido y es muy inquieto, por eso es difícil distinguirlo a simple vista, pero si te quedas quieto es muy posible que lo veas”, indica Mekis.

La guía está orientada a niños desde los 6 años y se encuentra en las librerías Antártica y Feria Chilena del Libro, y en varias Qué Leo de Santiago. Su valor es de $12.500.